Madball en el Multiforo Alicia: Don´t mess with the Madball!

Crónica: Aztro.
Fotos: Angélica Rincón.

Noche de hardcore internacional fue lo que tuvimos antier en las instalaciones del Multiforo Alicia con las presentaciones de cinco agrupaciones que ejercitaron a todos los presentes con una disciplina que está muy relacionada con el deporte y diversos aspectos positivos de la vida.
A partir de las 21:00 horas, Convicción tomó el primer turno de la noche para desempolvar el lugar y brindar las primeras notas de energía. Ante los primeros asistentes que se ubicaban en el lugar establecido en Avenida Cuauhtémoc #91-A, la banda se rifó unos buenos tiros de metal durante 20 minutos. Instantes después, la estafeta fue tomada por los panameños de Rencilla. Ante su segunda participación en la Ciudad de México, los músicos del sureste de América Central se mostraron realmente felices y agradecidos de visitar nuestro país. Look con paliacate en la frente y una playera blanca holgada, fue parte de la vestimenta que destacó su vocalista para después enfurecer con unos gritos que fueron muy bien acompañados por unos saltos biónicos de su guitarrista. Estuvieron bien y  cumplieron con su rol.
Más adelante, AK-47 apareció en la escena para mostrar un show más agresivo al menos en la parte de las voces. Con un frontman tatuado por todas partes y luciendo un cuerpo ejercitado, el mexicano derrochó una rabia que fue muy bien asociada con la música de este cuarteto que también comparte algo de crossover.  Al finalizar su exhibición, Kicktime mostró una línea muy definida, ensayada y original que anexa unos delirantes riffs al clásico hardcore que practican. Este último plus, mostró su rostro original y atractivo como banda. Los primeros animados, empezaban a subirse al escenario para después saltar a la audiencia. Su adrenalina, era contagiada hasta el último rincón de lugar de forma natural. Inclusive, un miembro de We Believe, se subió al escenario para aventarse un quite en las vocales con estos tíos. Muy bueno show de estos camaradas, la rifaron con estilo.
Ya entrada la noche y con un foro que mostraba un lleno absoluto, el calor y la agitación se hacían presentes. Minutos después de un descanso, Madball saltó a la tarima para esparcir golpes directos de hardcore neoyorkino. Para el agrado de todos, el vocalista norteamericano, Freddy Cricien, de padre colombiano y madre cubana, contagió una sonrisa de felicidad al estar de regreso en el Multiforo Alicia; mismo lugar que le recordó el nombre de su madre, Alicia.
Una vez dicho lo anterior, los formados en 1988 no tardaron en derramar los hits más importantes de su carrera. De hecho, la interpretación de la canción Infiltrate The System, que pertenece al álbum con el mismo nombre publicado en el 2007,  desencadenó un manicomio total. La gente hacía stage diving sin parar, otros se subían para intentar arrebatar el micrófono a Freddy y cantar y, el círculo del moshpit realizó un torbellino de caos. Algunos cascos de cerveza se estrellaban en el piso (sin intención pero a la falta de espacio eso sucedía), las playeras empezaban a salir de los cuerpos por la intensidad de la temperatura y los padrinos con el cráneo y el rostro tatuado se acercaban a la parte frontal de la plancha para mostrar su personalidad. Otro aspecto a destacar, fue que el bajista de origen tahitiano, Jorge “Hoya Roc” Guerra, nos recordó el mariachi y la canción Canta y No Llores como muestra de solidaridad y amor entre latinos. Más aún, como parte de un mensaje de unión ante la toma de posesión como presidente de los Estados Unidos de América por parte de Donald Trump. Por aproximadamente 50 minutos, Madball destrozó nuestros oídos y dio un show con excelente continuidad que será siempre recordado por todos los asistentes. Don´t mess with the Madball!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *